Plantas para acuario – Tipos y modelos

Las plantas para acuario cada vez son más populares dentro del recinto marino en sí, ya que existen multitud de especies de plantas marinas las cuales son tan dignas de exposición como cualquiera de las especies de peces y animales marinos que se encuentran en las piscinas y tanques de agua del recinto. Esto hace que no todos los tipos de plantas acuáticas cumplan la misma función. Existen distintos tipos de plantas oceánicas dentro de un acuario y cada una de ellas desempeña un cometido distinto: la función principal, sin duda alguna, es aquella destinada a decorar las distintas piscinas acuáticas creando contraste con los peces y el entorno, embelleciendo el lugar donde se presenta a la especie acuática en cuestión. Sin embargo, también existen muchas especies de plantas submarinas las cuales son tan dignas de exposición como cualquier especie de animal marino de los que se muestren a lo largo del recinto acuático, lo que las hace ganarse su propia pecera en el mismo y ser contempladas por todos aquellos visitantes que hayan pagado su entrada.

Pero las plantas establecidas en el acuario cumplen también otra misión importantísima de la que pocos son conscientes, y no es otra que la de mantener vivos a los peces con los que conviven, creando un mini ecosistema marino en el que las plantas ayudan a los peces y viceversa. Esto se produce gracias a las propiedades de las mismas, las cuales permiten oxigenar el agua y depurarla mediante la eliminación de toxinas.

 

Tipos de plantas para acuario:

Las plantas de este tipo pueden ser de dos especies: plantas para acuario de agua dulce o plantas para acuario de agua salada.

Las del primer tipo suelen ser plantas comerciales, las cuales se pueden usar como plantas de muestra, plantas para peceras o para acuarios pequeños en los hogares de las personas que dispongan de ellos, obviando aquellas plantas de agua dulce que por propias características fisiológicas no podrían ser cultivadas en estanques de agua artificiales.

Respecto a las plantas para agua fría o salada, deben tenerse en cuenta algunos cuidados más específicos, ya que no sirve cualquier tipo de planta natural y los peces para este tipo de ecosistemas, que se comercializan necesitan de cuidados algo más estrictos. Uno de estos cuidados debe ser el tamaño de la pecera o del tanque de agua (dependiendo del tamaño o la cantidad de peces, invertebrados y elementos decorativos que deseemos meter en él) por lo que deberíamos calcular el volumen de nuestra pecera antes de iniciar la inserción de las especies, tanto de plantas como de peces.

 

Cuidados del acuario

adg_tank1

Por último, se debería establecer un potente y correcto sistema de filtrado. Otra de las precauciones que deberemos tener será aquella respectiva a la luz que proporcionaremos al acuífero: insertar sólo leds o luces que soporten nuestras plantas marinas y exponerlas a dichas luces el tiempo necesario para que se alimenten. Las plantas naturales precisan de muchos cuidados por lo que es recomendable analizar cuáles son antes de insertar tubos o elementos dentro del acuario que puedan matarlas. Sin duda el acuario quedará más bonito si lo recargamos, pero la manutención del mini ecosistema que estamos elaborando es primordial y está muy por delante de su belleza. Las Anubias, las Saggitarias, Echynodorus o las Bacopa son algunas de las especies de plantas más usadas en acuarios, sin embargo existen muchas más, cada una con sus propias condiciones, precios y necesidades las cuáles puedes introducir dependiendo del tipo de peces y elementos decorativos varios de los que dispongas dentro del entorno marino creando así una obra de arte acuática.

Una vez escogidas las plantas adecuadas para el acuario deberemos proceder a plantarlas. Plantar en un acuario, ya sea un acuario casero como uno de mayor envergadura, es ligeramente distinto a lo usual, ya que su aclimatación es bastante más complicada. Las plantas estarán totalmente sumergidas y seguramente no tendrán tanta tierra como deberían. Sin embargo, si se hace bien, podremos disfrutar de una gran cantidad de especies naturales de plantas en nuestro pequeño mundo acuático propio. Para ello, deberemos recortar las raíces de las plantas para acuario así como aquellas hojas que se vean muy estropeadas y trasplantarla rápidamente al nuevo ecosistema donde se desarrollará.

¿Qué opinas tú?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *